El Libertador / Crónica

Aunque las papas presentan importante aumento

Alza de precios en frutas y verduras por heladas dieciocheras solo son especulaciones

Tras consultar a un economista, locatarios y clientes de ferias libres, "El Libertador" comprobó que la subida de precios es para productos puntales, ya que en su mayoría los costos disminuyeron

Periodista: Paulina Bravo Poblete | Fecha de Edición: 13-10-2013

Zoom

Hasta hace unas semanas los precios de las verduras verdes, que crecen a ras de suelo, eran las que presentaban las alzas más importantes, pero ahora su valor ya se normalizó e incluso algunas bajaron, como la lechuga escarola.

RANCAGUA.- Aunque Fiestas Patrias era una de las celebraciones más esperadas por los ciudadanos, su término no solo le pasó la cuenta a aquellos que comieron y gastaron de más, ya que producto de las bajas temperaturas que se suscitaron, las que algunos días alcanzaron menos los cero grado Celsius, cientos de agricultores de la zona centro y sur del país perdieron parte o la totalidad de sus cosechas.
Por lo mismo, diversas instituciones gubernamentales como el Ministerio de Agricultura y las diversas intendencias regionales decidieron entregarles un incentivo económico para que puedan recuperar lo perdido, con el objetivo de que la producción agrícola no se detenga, ya que es uno de los puntos fuertes de la economía chilena en el mercado extranjero.
Pero el problema no solo ha afectado a los agricultores, ya que son los consumidores quienes han debido pagar las alzas en los precios al momento de adquirir frutas y verduras en el comercio minorista o en las ferias libres, que responde a todo proceso normal de oferta y demanda.
El economista y profesor de la Universidad de Chile, Joseph Ramos, explicó que "efectivamente los precios de las verduras frescas son muy susceptibles al clima, ya que si en la estación, la cosecha o en la plantación fueron afectadas por las heladas, es una restricción en la oferta de tales alimentos. Claramente afecta al precio, pero es algo de clima así que los costos debieran variar en lapsus de tiempo muy cortos".
Agregó que "estamos en una época en la que comienzan aparecer productos estacionales del verano, por lo que se podrá suplir un producto por otro siempre que su precio no esté muy alto. Lo que se debe tener presente es que la curva del valor subirá o bajará dependiendo de la oferta, por ejemplo, como ocurrió durante Fiestas Patrias con el valor de las cebollas, que son más demandadas para preparaciones como las empanadas".
Aunque por mucho que se ha anunciado en los medios de comunicación que los costos se dispararon, es cosa de visitar algunas ferias libres y mercados de la región para darse cuenta que la realidad es distinta, ya que si a mediados de agosto una lechuga escarola costaba mil pesos ahora su valor no supera los 500 pesos o las acelgas, cuyos precios descendieron de 500 a 200 pesos por unidad.
A diferencia de las verduras verdes que crecen a ras de piso, y que siempre son las más perjudicadas por las bajas temperaturas, durante el último episodio de frio los árboles frutales en pleno proceso de florecimiento fueron los más afectados.
Pero al visitar la Feria Libre que se instala cada sábado en la población René Schneider, diario "El Libertador" comprobó que en los cerca de 60 locales que hay, en la totalidad los valores que más han aumentado son los de las papas, que una oferta de 5 kilos por tres mil pesos o las cebollas, que por unidad tienen un valor de 300 pesos en promedio.

FERIANTES
El dueño del primer local de la feria libre de avenida Victoria, Felipe Guerra, manifestó que "tenemos variedad de precios en las verduras, ya que hay algunos que sí subieron, pero hay otros que bajaron mucho. Además, ahora está llegando más variedad de productos que la gente puede comenzar a suplir, por ejemplo, el valor de la lechuga bajó y se estancó y aparecieron como plaga las habas".
"La gente sabe cuánta plata tiene que traer (a la feria) para poder comprar, por lo que no hay tantos problemas. Eso sí que trae una idea de lo que pueden gastar, por lo que se dice en la tele, pero cuando llegan ven que la cosa es bien distinta. Lo que se ha hecho es especular sobre una media bien diferente entre regiones, aunque no puedo negar que el saco de papas de 50 kilos subió cinco mil pesos y ahora está a 20 mil", sentenció el comerciante.
Además sostuvo que "acá el problema central es que cómo los agricultores arreglan las plantaciones, porque no las dejan madurar los 120 días necesarios que tiene una verdura verde para estar lista para comerla, los planes se les echan a perder, porque están apurando las cosechas acortándolas para poder tirar al mercado sus productos antes y así cobrar más que el valor real".
El feriante, Juan Luis Bustos, indicó por su parte que "me parece que está demás explicar el precio de las frutas y verduras, ya que es cosa de averiguar. Todos creían que eran `las verdes` como las lechugas, acelgas, cilantros o perejil los que tendrían las mayores alzas, pero se equivocaron, porque fueron las papas las que dieron el batatazo".
Al ser consultado por el alza de los valores de esos productos, manifestó que "en realidad aún no me explico por qué están tan caras, porque crecen a ras de suelo y son firmes, creo que es porque las plantaron más tarde y porque la papa nueva todavía no llega, que están costando tanto, pero no se me ocurre otra cosa".
La locataria, Ana María Sánchez, precisó a su vez que "si uno quiere algo bueno tiene que pagar, yo voy todos los días a la Vega a buscar lo mejor para mis clientes y creo que lo logro. Además, trato que no cueste tanto, pero la gente está molesta, no les gusta pagar más aunque creo que a nadie le gusta y es por eso que reclaman, pero compran igual".

CLIENTES
El comprador Henry Araos, dijo que "en términos generales no percibí mucha diferencia en los precios, creo que varían muy poco, claramente hay una o dos cosas que subieron, pero las demás están iguales. Aunque no puedo hablar de verduras, porque no compré mucho, pero no he escuchado que la gente alegue tanto por los precios, me parece más como un rumor que una realidad".
La dueña de casa Sara León, señaló que "lo que me impresionó en esta venida a la feria fue el precio de las papas, nunca había visto que costarán tanto, si se saca un promedio cada una cuesta como 200 pesos y eso es `tirado de las mechas`, pero hay que comprar igual. Todas las semanas vengo con el mismo presupuesto y no encuentro que me lleve menos cosas para la casa, uno no puede ahorrar en temas de comida".
Otro de los clientes de la Feria Libre, Gastón Fuentes, explicó que "antes de comprar miré para ver dónde estaba más barato, y puedo decir que no hay un aumento tan disparado de los precios en comparación con semanas anteriores, aunque los zapallos italianos son la excepción a la regla, están 200 pesos más caros por unidad".
Por su parte, Alicia Barría, precisó que "se sabía que los precios iban a subir por las heladas del 18, pero el alza que he visto no es para nada considerable, por ejemplo, yo siempre compro lo necesario para mi familia para una semana con 20 mil pesos y ahora me llevo lo mismo, pero por 22 mil pesos entre frutas y verduras, por lo que no he sentido un peso mayor en el bolsillo".
La consumidora Pilar Palma, sostuvo que "no vengo todas las semanas a la feria, por lo que no puedo decir con certeza en cuánto subieron o bajaron los precios, pero después de hacer el pedido llevo todo lo que necesito y no siento haber gastado más, así que me parece que (el alza) es un invento de los que venden más de que tengamos escases".

 

Compartir en Facebook

0 Comentarios

Haz tu comentario

Para hacer un comentario debes estar previamente registrado y haber iniciado sesión.